Historia y arte

Historia y arte

El pueblo

Escudo municipal de Villalmanzo

 


El Escudo de Villalmanzo sintetiza la historia de este pueblo de hondas raíces castellanas (el castillo). Aunque las primeras referencias escritas datan de documentos fechados en 1148, su fundación habría que situarla en los albores del s.X que es cuando se produce la reconquista y repoblación de esta zona del río Arlanza.

Villalmanzo significaría «villa de Mancio», es decir, territorios dados a este señor (eso significa la espada) para su repoblación por parte del Rey (el símbolo del pergamino).

La situación privilegiada en la que se encuentra este pueblo y la gran producción de vino como fuente principal de riqueza (por eso aparece una copiosa cepa), han sido claves en el desarrollo de la localidad. Villalmanzo ha sido siempre un pueblo agrícola y ganadero, como lo demuestra la arquitectura de sus casas donde no faltan los corrales. Predomina el adobe en su construcción y muchas de ellas tiene un pozo. Al norte del pueblo se encuentran las bodegas.

Las crónicas cuentan que este pueblo sufrió gravemente las consecuencias de la Guerra de la Independencia. Hay constancia de un primer levantamiento en la noche de carnaval de 1808, a cargo de Jacinto Cogollos que se opuso a los suministros. Pero la tragedia llegó el 2 de agosto de 1812 cuando, al retirarse los franceses tras la derrota de Arapiles, incendiaron y saquearon todo el pueblo. Sólo quedaron cuatro casas, en el término que aún se conoce como «solas casas».

La iglesia

A la iglesia se accede por un amplio y cuidado atrio que sirvió en su día de cementerio y lugar de reunión. La portada principal es sencilla y sobria, según los gustos del neoclásico (s.XVIII). Todo el edificio está rematado por una bella cornisa.

La iglesia

La torre

La torre de la iglesia de Villalmanzo Uno de los elementos más característicos de la iglesia es su torre. Se trata de una edificación de estilo herreriano, construida a finales del s.XVI principios del XVII. Por el exterior aparece muy esbelta,

La torre

Otros elementos

Además de la hermosísima talla de la Virgen con el Niño (s.XIV) antes señalada y de diferentes imágenes que se conservan en la sacristía, podemos fijarnos en los siguientes elementos:

Otros elementos

Retablos de la nave central

Retablo Mayor: preside la nave central, que la cubre completamente. Data de 1693 y es obra de Diego de Suano que acaba de finalizar el retablo de la Colegiata de Lerma.

Retablos de la nave central

Retablos de las naves laterales

Retablo del Santo Cristo y de San Juan: presiden respectivamente cada una de las naves laterales y son también paralelos en sus trazas y formas: en dos cuerpos, se dividen por un hermoso frontón y dos angelotes.

Retablos de las naves laterales

Visit lbetting.co.uk how to sing-up at ladbrokes